Project Description

Galería fotográfica

Vitoria-Gasteiz es la primera planta de Mercedes-Benz Vans fuera de Alemania en la que se fabrican vehículos de la más alta gama

Nombre: Mercedes-Benz España SAU
Ubicación: Vitoria-Gasteiz
Sector: Automoción
Número de empleados: 4.500
Año de fundación: 1954

mercedes2

La planta de Mercedes Benz en Vitoria ha conseguido batir todos los records y que desde Alemania, la casa matriz donde inventaron el automóvil, la miren con respeto, le pidan ayuda y consejo e, incluso, forme a personas de otras fábricas. Es un centro de competencia para muchas áreas y exporta su ‘know how’.
Pero su historia para llegar hasta aquí ha sido larga. El germen de esta fábrica se remonta a los años cincuenta, cuando un grupo de empresarios vascos y catalanes compró una licencia alemana de Auto Unión (Audi) para la producción de furgonetas. Tras dos meses en Barcelona la trasladaron definitivamente a Vitoria-Gasteiz. Desde entonces ha pasado por varios nombres y accionariados, se unió a Volskwagen, fundó Mevosa, y en el año 81 pasó a ser Mercedes Benz España (Grupo Daimler).
Y se ha convertido en uno de los motores económicos de Álava. Da trabajo a 4.500 personas y cuenta con numerosos proveedores regionales, contribuyendo a la creación de casi 16.000 empleos indirectos.

En esta planta se produce la furgoneta Vito, que está ya por su tercera generación, y el monovolumen clase V. Este últimos está a nivel de los turismos Mercedes Benz de alta gama y se pueden equipar con todo lo que el cliente puede imaginar. De hecho, se hace. Y ha tenido una aceptación estupenda en el mercado: incorpora todo el saber hacer de las furgonetas Mercedes y el saber hacer en turismos. Es un producto ganador hecho en Vitoria para todo el mundo.
El año pasado se fabricaron cerca de 100.000 unidades y este año esperan sobrepasar las 130.000. Un 95% se exporta con destino a más de 100 países.
La industria 4.0 está incorporada ya a sus procesos y productos, y en su día a día tienen siempre presentes los cuatro valores de la marca: pasión, integridad, disciplina y respeto. Su aplicación es la clave de la alta calidad lograda. Y numerosos galardones lo avalan, desde el reconocimiento al mejor vehículo del año, a su modelo de formación dual, su labor industrial o el premio a su labor social.

Cada vez que se produce el lanzamiento de un nuevo vehículo es motivo de celebración. El último, en 2014, contó incluso con la presencia del rey de España, don Juan Carlos, en su último acto oficial. Sin embargo, para los máximos responsables de la empresa el mayor motivo de orgullo fue darse cuenta de la gran implicación del personal con la marca. Gente a la que se ha formado mucho (para el último modelo se han invertido 14 millones de euros en formación), que ha tenido ganas de aprender y ha dado más de lo que se le pedía. En eso radica su éxito.

En eso y en sus valores: pasión, integridad, disciplina y respeto.
La unión de todo ello ha convertido a Mercedes Benz es una marca de prestigio sobre todo por su calidad. Cuando alguien habla de un mercedes con signo de admiración significa que está admirando el trabajo que las personas que trabajan aquí son capaces de hacer.